No hay dinero y el parque automovilístico español se resiente. Las ventas de coches nuevos han caído un 50% y de seguir así, pronto nuestro país tendrá la flota de coches más vieja de toda Europa. La cámara de Repor retrata esta semana la crisis de este sector que representa un 10% del PIB español.